Indignación por las imágenes de Diana agonizante

Silencio total de parte de la casa real, e indignación y consternación en toda Gran Bretaña. Esas fueron las reacciones a la difusión en la televisión estadounidense de fotos hasta ahora inéditas de la princesa Diana de Gales agonizando.
«Lord Spencer y su familia están consternados y asqueados», señalaba una breve declaración emitida por el hermano de Diana. La reina Isabel II no hizo comentarios sobre la difusión de las imágenes, consideradas en la isla el colmo del mal gusto, y tampoco el príncipe Carlos, ex esposo de Diana, y sus dos hijos, Guillermo y Enrique, se manifestaron al respecto.
Las fotografías en blanco y negro emitidas por la CBS muestran a la princesa Diana inconsciente y sangrando.
«Esto debe ser doloroso, muy doloroso para Guillermo y Enrique. Con estas cosas deberán vivir para siempre», cita la BBC a Dicky Arbiter, ex portavoz de la casa real.
«Es enfermizo, enfermizo, enfermizo. Es un día triste, y todos nosotros estamos indignados», dijo un amigo de la familia Spencer al «Times». No existe ninguna justificación para difundir esas imágenes de los paparazzi, añadió.
La prensa sensacionalista de Gran Bretaña no suele tener demasiadas consideraciones a la hora de publicar intimidades, ya sean de la familia real o de los Beckham.
Y las fotos tomadas inmediatamente después del accidente de coche en París en 1997 no sólo eran conocidas por los familiares y las autoridades, sino también por la prensa.
Pero, según el «Daily Mirror», en Francia y Gran Bretaña los medios acordaron no publicarlas por motivos éticos.
Mohammed al Fayed, propietario de las tiendas de lujo «Harrods» y padre de Dodi al Fayed, el novio de Diana fallecido también en el accidente, se mostró profundamente afectado.
Más en IBLNEWS.

Esto de los norteamericanos es cada vez más indignante. Emiten este tipo de imágenes en la televisión, así como un alto porcentaje está a favor de que emitan las ejecuciones del corredor de la muerte, hacen guerras matando a miles de seres humanos por petróleo, tienen a los presos de Guantánamo en situaciones infrahumanas, etc, etc, etc… y luego se escandalizan por ver el pecho de Janet Jackson en televisión y emiten todos los eventos más relevantes en diferido para poder censurar lo que deseen… Supongo que una sociedad fascista como la que retrata George Orwell en su magnífico libro «1984» debe de empezar de una forma parecida a los EEUU de hoy en día…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.