Déjalo

Deja de hacer ruido, de escupir contra el viento, de fabricar con papel en eternos días de lluvia…

Deja de pensarla, de elevar al cielo lo que caerá en picado, de buscar sueños en el yermo jardín de las pesadillas…

Deja de tener esperanza, de creer que su mentira podrá salvarte, de sentir que al coger su mano eres libre…

Deja de ser otro que no eres, de hacerla otra que no es, de ver lo que siempre fue invisible…

Déjalo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *